Los datos corresponden a CABA, donde la reforma está vigente desde marzo. Bajo la nueva Ley, la resolución de los casos dura 27 días en promedio y el 84% de los casos ya no termina en juicio sino en un acuerdo entre las partes. Con estos datos en las manos, las Pymes buscan en el Congreso que la Ley se extienda al resto de las provincias, de formal tal de bajar el costo asociado a los accidentes laborales. También cayó 13% la cantidad de trabajadores fallecidos por accidentes laborales y enfermedades profesionales.

De los 1915 casos de accidentes laborales que se presentaron a las comisiones medicas, 123 fueron rechazados y en otros 514 se comprobó que no había incapacidad. De las 1278 que finalmente se tramitaron, 1162 terminaron en un arreglo y solo 116 fueron a juicio.

Dado que Argentina tiene un costo laboral 30% mas alto que su principal socio comercial, Brasil, los empresarios se están moviendo para achicar distancias. El plan es expandir la ley por fuera de CABA y reducir de esta forma el costo laboral.  Incluso el propio Gobierno presiona para que la nueva normativa se extienda al resto de las provincias.

Los cambios en la ley de las ART, sumado a la reforma laboral que presentará el Gobierno después de octubre, no es mas que una consecuencia del dinamismo que muestra el mercado laboral. El avance de la tecnología hace que los puestos de trabajo necesarios vayan cambiando en el tiempo y que la organización laboral mute. En este contexto, la justicia laboral también es puesta bajo el foco y hay que replantearse si la misma genera mayores beneficios o costos.

Compartir Share on LinkedIn6Share on Facebook3Tweet about this on Twitter0Email this to someone